II Premio arqueología

La Draga en el contexto de las primeras comunidades neolíticas peninsulares

La relevancia del proyecto radica en las condiciones excepcionales de conservación del yacimiento de La Draga y su pertinencia para abordar el estudio del proceso de neolitización. El yacimiento ha proporcionado un registro único para el estudio de las prácticas agrícolas y ganaderas, así como de los procesos técnicos y desarrollo tecnológico de las primeras comunidades campesinas del Neolítico. Además ha permitido obtener datos de gran resolución sobre el medio ambiente y el impacto que tuvo sobre el mismo la llegada de estas poblaciones en la Península Ibérica. El yacimiento de La Draga constituye un caso excepcional para estudiar este período por varios motivos. Por su antigüedad, que lo sitúa entre los yacimientos neolíticos más antiguos del nordeste Peninsular. Por el hecho de tratarse de un asentamiento al aire libre con una importante extensión y clara continuidad habitacional. Finalmente, por proporcionar un registro arqueológico altamente diversificado y con un estado de conservación de la materia orgánica sin precedentes y único a nivel europeo.

Periodo

El período crono-cultural que cubre el proyecto es el Neolítico antiguo (facies Cardial) del Mediterráneo Occidental. Las dataciones radiométricas obtenidas por C14 enmarcan la ocupación del poblado en la segunda mitad del VI milenio BC, con una fase inicial entre 5.300-5.100 BC y otra más reciente entre 5.100 hasta 4.900 BC.

Institución

Institución Milá y Fontanals – CSIC (IMF-CSIC, Barcelona);
Museu d’Arqueologia de Catalunya (MAC, Barcelona);
Universitat Autònoma de Barcelona (UAB);
Museu Arqueològic Comarcal de Banyoles (MACB).

Web y redes sociales

http://www.asd-csic.es/
http://www.mac.cat/
https://www.uab.cat/web/seu-de-la-draga/la-seu-de-la-draga-1345766245716.html
https://www.museusdebanyoles.cat/arqueologic
https://twitter.com/La_draga_site
https://www.instagram.com/la_draga_site/
https://www.facebook.com/archaeologyladraga/
YOUTUBE: La Draga en càpsules

Ubicación

INVESTIGADORES PRINCIPALES

Dr. Antoni Palomo

Antoni Palomo es doctor en arqueología prehistórica por la Universidad Autónoma de Barcelona (UAB). Profesor asociado de la UAB y director de la empresa Arqueolític. Ha trabajado como técnico contratado por el CSIC-IMF de Barcelona, CSIC-CCHS de Madrid y la UAB. Actualmente coodirige el proyecto de investigación del yacimiento neolítico lacustre de La Draga. Trabaja en el estudio de la prehistoria reciente. Es especialista en estudios de tecnología lítica y especialmente desde una perspectiva experimental. Actualmente desarrolla, entre otros, los siguientes programas experimentales: análisis de las técnicas de talla, producción y uso de herramientas pulimentadas y producción y uso de proyectiles neolíticos.

Dra. Raquel Piqué

Raquel Piqué es profesora del Departamento de Prehistoria de la UAB. Piqué se doctoró en Historia en la UAB en 1997. Desde el año 2005 es profesora del Departamento de Prehistoria donde dirige el laboratorio de arqueobotánica. Su investigación se centra en la gestión de los recursos forestales en la prehistoria y la transformación del paisaje de los cazadores-recolectores y de las primeras sociedades agrícolas. Ha sido investigadora principal en once proyectos financiados por programas nacionales de investigación y ha participado en más de veinticinco programas nacionales e internacionales.

Su foco principal de investigación ha sido la organización social y el uso de los recursos entre las primeras sociedades agrícolas en NE de la Península Ibérica. Desde 2008 desarrolla la investigación en el yacimiento neolítico inicial de La Draga (Banyoles) (5300-4900 cal ANE), donde la excepcional conservación de la materia orgánica hace de este yacimiento un caso excepcional para explicar el proceso de neolitización del norte este de Iberia.

Dr. Xavier Terradas

En la actualidad es investigador científico del Consejo Superior de Investigaciones Científicas del Instituto Mila & Fontanals (grupo de Arqueología de la Dinámica Social) de Barcelona. Ha realizado varios proyectos de investigación en el marco de diversas convocatorias del Plan Nacional del Ministerio de Economía, Industria y Competitividad, además de otros proyectos en convocatorias autonómicas, habiendo reconocido cuatro tramos de actividad investigadora por parte de la Comisión Nacional de Evaluación de la Actividad Investigadora. (CNEAI).

SU trabajo científico se ha centrado principalmente en el estudio de las estrategias socioeconómicas llevadas a cabo por los últimos grupos cazadores-recolectores del Mesolítico y las primeras comunidades campesinas del Neolítico, así como sus dinámicas de cambio, en la cuenca del Mediterráneo occidental. Esta investigación tiene como gran referencia el asentamiento lacustre de La Draga (Banyoles, Girona) y el proceso neolítico en el noreste de la Península Ibérica.

Su especialidad es el estudio de las innovaciones tecnológicas y las habilidades técnicas en la Prehistoria, especialmente las relacionadas con la producción de herramientas líticas. Durante los últimos años ha venido realizando investigaciones sobre la disponibilidad de materias primas y las actividades de explotación de canteras desarrolladas en su aprovisionamiento. Todo esto se ha llevado a cabo en el marco del proyecto LITOcat, basado en la constitución de una colección de rocas silíceas para el Noreste de la Península Ibérica.

RESULTADOS

Los resultados de este proyecto han supuesto un claro avance en el conocimiento científico sobre el Neolítico:

  • Mejor conocimiento sobre la agricultura neolítica. Contamos con una de las muestras que proporcionan un mayor conocimiento de las prácticas agrícolas de inicios del Neolítico en Europa. Además de la gran cantidad de semillas de cereal, entre las que predomina el trigo desnudo, se han conservado ejemplares de herramientas agrícolas como palos cavadores y hoces. Por primera vez en Europa ha sido posible documentar directamente a partir del registro arqueológico del Neolítico antiguo el trabajo de la tierra con palos cavadores y el tipo de siega practicada, aspectos de la agricultura que habitualmente se inferían a partir de paralelos etnográficos.
  • Mejor caracterización de las prácticas ganaderas en el inicio del Neolítico. La gran calidad y abundancia de los restos faunísticos y la aplicación de técnicas punteras en análisis de isótopos y ADN han permitido caracterizar a un nivel extraordinario como eran las prácticas ganaderas, tanto en los que respecta a las especies domesticadas como a aspectos relativos a su alimentación, movilidad, estabulación estacional, tipos de aprovechamiento, filogenia de las especies domesticadas, etc.
  • Mejor comprensión acerca de cómo el clima y las primeras poblaciones agricultoras configuraron el paisaje neolítico. La obtención de proxies de alta resolución a partir de análisis palinológicos, antracológicos, macrorestos vegetales, dendrocronológicos, isótopos de semillas y de madera, así como la geoarqueología, han contribuido a caracterizar los paisajes neolíticos y el clima durante la ocupación neolítica a un nivel de detalle incomparable. Así, sabemos que los robledales habrían ocupado gran parte de la región como consecuencia de un clima más húmedo y fresco que el actual, sufriendo el impacto de una tala masiva por parte de las comunidades neolíticas.
  • Dar visibilidad a conocimientos tecnológicos de las sociedades neolíticas totalmente invisibles hasta ahora para el Neolítico inicial europeo. Sin duda, uno de los aspectos más remarcables del yacimiento es la extraordinaria conservación de objetos de madera y fibras vegetales, totalmente ausentes en otros contextos arqueológicos. Se han conservado restos de cestería, cuerdas, mangos, recipientes, arcos, cucharones, peines, husos, elementos arquitectónicos, astiles y puntas de flecha, entre aquellos elementos más remarcables.

FOTOS

Fundación Palarq Autor: Fundación Palarq
La Fundación Palarq es una entidad privada y sin ánimo de lucro que se crea con la finalidad de apoyar las Misiones en Arqueología y Paleontología Humana Españolas en el extranjero, excluyendo Europa, dentro de una perspectiva que abarca desde la etapa paleontológica a las épocas prehistóricas y las históricas en interés monumental